El conductismo, muy brevemente

skinner El paradigma del análisis de la conducta, positivista, típico y esencialmente norteamericano (Bobadilla, 2010), se formó con apego a la investigación científica y tiene por objeto de estudio el comportamiento observable (Ferreiro, 2006) y (Reynolds, 1973). Se funda en la relación entre estímulo y respuesta. Su meta era la predicción y el control del comportamiento (Bobadilla, 2010).

Skinner, un importante exponente, desarrolló experimentos con animales que extrapoló al comportamiento humano. Planteó la idea del condicionamiento operante en el que el comportamiento sucede como respuesta a una secuencia de estímulos (Bigge, 1976) sin tomar en cuenta los procesos internos de la mente. Un estímulo aplicado o retirado, sea positivo o negativo, resultará entonces en el aumento o disminución de una conducta.

También construyó la idea de la tecnología educativa y la dosificación de contenidos mediante con cartas descriptivas y retroalimentación inmediata como reforzamiento, además de planeación y búsqueda de objetivos.
Hay aspectos prácticos útiles que han enriquecido las prácticas educativas actuales, inspirados en el conductismo, como la Taxonomía de Bloom. (EDUTEKA, 2010).

Aquí, el Maestro es la autoridad que planifica y coordina los procedimientos de enseñanza-aprendizaje en el aula mediante el estímulo-respuesta en el momento oportuno (Hernández, 2007). Ofrece reforzamientos positivos de motivación y retroalimentación con objetivos didáctico. Hace la planeación didáctica y lleva registro del avance de los estudiantes. Administra recursos: contenidos, tiempo, materiales, actividades y técnicas didácticas. Debe evitar ser unilateral, egocéntrico, o controlador.

Alumno: Es a quien que hay que moldear, el receptor de los aprendizajes. Un ser pasivo y aislado, subordinado y sin creatividad cuya participación es restringida pero capaz de desarrollar capacidades y habilidades, a través de los objetivos de aprendizaje. Séller (1982) menciona que el discípulo es reflejo de una conducta construida a partir de la interacción con el instructor. En general, es una visión hoy inaceptable en términos pedagógicos.

Enseñanza, en el conductismo, es un proceso lineal basado en objetivos, métodos y técnicas, dosificados por tiempos y complejidad acumulativa (diseño instruccional o enseñanza programada) y basado en las cualidades que se busca que el alumno domine. Educación se entiende como una transformación consciente más amplia e informal que la mera instrucción enfocada a la rentabilidad –concepto laboral atado a un oficio o profesión– (MCyTE Grupo 3, Foro “Qué hago mío del conductismo”, 2010), que abarca éxitos en el desarrollo de los sentimientos, voluntad y carácter.

En este paradigma, el aprendizaje es el proceso básico que se da cuando el estudiante produce respuestas nuevas –o sea, un cambio observable de comportamiento– tras una serie de estímulos y reforzamientos planeados de antemano y una retroalimentación inmediata. Otras corrientes estiman que se trata de una idea reduccionista.

El análisis de la conducta usa como Estrategia Didáctica elementos de tecnología: audio, video, televisión… (Ferreiro, 2006), aunado a la planeación de clases y contenidos con objetivos establecidos y dosificación temática que guían la transformación educativa, donde el maestro el enseña y el educando aprende.

Para los conductistas, la evaluación es medir objetivamente con mecanismos bien definidos la cantidad y calidad de respuestas emitidas por los alumnos, utilizando instrumentos como tareas y exámenes, que demandan el cumplimiento de algunos parámetros establecidos. Es parte importante para el proceso enseñanza-aprendizaje pues busca corregir errores y hacer mejoras.

Bibliografía
Bigge, M. (1976). Teorías de aprendizaje para Maestros. México: Trillas.
Bobadilla, D. (22 de agosto de 2010). El conductismo, su origen y características. Recuperado el 19 de Octubre de 2010 , de Ciencia, Cultura Y Sociedad: http://dante-bobadilla.blogspot.com/2010/08/el-conductismo-su-origen-y-sus-formas.html
EDUTEKA. (1 de Febrero de 2010). Taxonomía de Bloom de Habilidades de Pensamiento. Recuperado el 25 de octubre de 2010, de EDUTEKA: http://www.eduteka.org/TaxonomiaBloomCuadro.php3
Ferreiro, R. (2006). El paradigma conductista. Recuperado el 21 de octubre de 2010, de Telesesión 5, MCyTE: http://cecte.ilce.edu.mx
Hernández, P. (5 de noviembre de 2007). El paradigma conductista y su aplicación en el proceso educativo. Recuperado el 2010 de octubre de 19, de Monografias.com: http://www.monografias.com/trabajos51/paradigma-conductista/paradigma-conductista.shtml
MCyTE Grupo 3. (septiembre de 2010). Foro “Qué hago mío del conductismo”. Recuperado el 19 de octubre de 2010, de CECTE: http://cecte.ilce.edu.mx/campus/mod/forum/discuss.php?d=1973
Reynolds, G. (1973). Compendio de Condicionamiento operante. México: Ciencia de la conducta.
Séller, F. y. (1982). Modificación de Conducta. Aplicaciones a la educación. México: Trillas.

Esta entrada fue publicada en Mod-psicopedagogía y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El conductismo, muy brevemente

  1. Anónimo dijo:

    k finoooooooooooooooooooooooo

  2. Roberto dijo:

    El artículo da una idea muy pálida de lo que es realmente el conductismo en la práctica educativa. Repite clichés y lugares comunes. Creo que el autor debería haber leído a los propios conductistas, en vez de basarse en autores que del conductismo no saben nada, como el señor Bobadilla. Ya sólo decir que el conductismo es positivista es comenzar con un error descomunal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s